Colección Frédéric Chopin y George Sand

Esta colección es considerada por el Instituto Nacional Chopin de Polonia como la segunda más importante del mundo, después de la de Varsovia.

La colección es propiedad de los herederos del pintor Bartolomé Ferrá y la pianista Anne Marie Boutroux; se ha formado gracias a ventas o cesiones de la nieta de George Sand, Aurore Sand, de quien Boutroux era amiga, además de la adquisición, en 1969, de la colección Chopin, reunida por el musicógrafo inglés Arthur Hedley. Gran número de las piezas museográficas que se exponen guardan relación con la estancia de la pareja en la Cartuja de Valldemossa el invierno de 1838-1839.


Objetos de la colección